domingo, enero 06, 2008

Gracias ...

Lograste que naciera nuevamente mi sonrisa, que las cosas simples volvieran a ser las mas importantes. Tu abrazo, algunas veces tierno y cálido, otras apasionado, algunas veces casi paternal, encendieron las piedras que tenia por corazón. Este órgano que ya no latía, que ya no sentía, el que debía darme vida más cada segundo agonizaba. No se donde estas hoy, y no se como encontrarte, no importa, solo basta saber que existes para decierte una vez mas gracias...

No hay comentarios.:

Trovadores ..

Loading...